Hoy es viernes 30 de octubre de 2020 y son las 01:29 hs. "Aprovechen bien el tiempo, porque los días son malos...." (Efesios 5:16)

17 de febrero de 2017
Edmundo Fernando Serpa, el historiador de La Cruz
Serpa desarrolla una exitosa carrera docente como director de varias escuelas, Inspector de Zona y Miembro del Consejo de Educación.

 

Edmundo Fernando Serpa (La Cruz, 1928 – Corrientes 2009) es el primero de los historiadores que biografiamos, que pertenece a lo que podría denominarse la “Corrientes Jesuítica”, una construcción simbólica que, espacialmente y por oposición a la “Corrientes Encomendera”, se extiende a lo largo del río Uruguay, y hacia el interior se interna hasta el río Corriente.

Serpa desarrolla una exitosa carrera docente como director de varias escuelas, Inspector de Zona y Miembro del Consejo de Educación. También cubre distintos cargos públicos y sindicales. Declarado ciudadano ilustre de La Cruz en 1989, el Concejo Deliberante le asigna una pensión vitalicia que dona al hospital de la localidad. La biblioteca de una escuela y la Sala de Cultura de la Municipalidad de La Cruz llevan su nombre. En el año 2000, la Universidad de Ciencias Empresariales y Sociales de la ciudad de Buenos Aires lo designa “Figura emblemática de la Enseñanza”. Miembro de número primero y vitalicio luego de la Junta de Historia de la Provincia de Corrientes. El asiento de la Junta de Historia de la Provincia que lleva su nombre, lo ocupa una historiadora de la localidad más cercana a La Cruz, la profesora Marta Susana Gallero, de Monte Caseros.

La última etapa de su vida, ya jubilado, transcurre en la ciudad de Corrientes.

Su obra más medulosa, la Historia de los cuatro siglos de Corrientes, es un trabajo editado por él mismo en 1989, con prólogo de Alberto Aurelio Rivera y declarado, años después, en 1991, de interés educativo, cultural e histórico por el Senado provincial.

Serpa Edmundo Fernando.

Serpa Edmundo Fernando.

 

Fácil de consultar y de lectura sencilla, sin mayores complejidades, su trabajo es especialmente apto para lecturas rápidas de nuestra historia general. Se extiende desde la fundación de la ciudad en 1588, hasta el comienzo de la gestión gubernamental de Ricardo Leconte, rematando con los actos de conmemoración del Cuarto Centenario en 1988.

Como otros historiadores correntinos, Serpa inserta como apéndices varias biografías de las que resultan caras a los historiadores de la línea Mayo – Caseros, cosa poco común, incluye (creemos muy legítimamente) a Félix de Azara y, como otra concesión a su identidad cruceña, un esbozo biográfico de Andresito del que considera llegada la hora de su reivindicación histórica.

También incluye cortos ensayos sobre temas que la historiografía apologética correntina juzga relevantes – la Escuela de Fray José de la Quintana y la participación correntina en las Invasiones Inglesas – y anexa un índice hasta cierto punto analítico y un extenso cuadro de varias carillas intitulado “Corrientes en sus luchas por el territorio y el poder”, que es una cronología bélica.

Así, Serpa nos entrega una historia básicamente político militar, en la que su impronta de hombre de la banda del río Uruguay, lo lleva a reivindicar las figuras de Artigas y Andresito, sin que ello le impida, llegado el momento, asentarse sobre su posición historiográfica para deplorar la conducta del gran oriental respecto de Genaro Perugorría, aunque en ambos casos – Artigas y Andresito -, achaca lo que califica de excesos a “secuaces”, como Basualdo, Antoñazo, Casco o Pedro Campbell.

Exalta la figura de Pedro Ferré y denigra a los gobernadores correntinos de tendencia rosista, al tiempo que resalta a los hermanos Madariaga. Del mismo modo, execra a los federales urquicistas que gobiernan Corrientes luego de Caseros.

La Guerra del Paraguay es vista por el cruceño como un “ataque artero” a Corrientes, en tanto pondera a Juan Ramón Vidal “…un gobernante y un caudillo político, quizá el más grande y último de los que aparecen cada centuria…”.

Desgrana luego la sucesión de gobiernos electos e intervenciones federales que caracterizan al proceso histórico correntino, calificando escueta y un tanto ácidamente a los mandatarios de facto.

Superada la intervención federal de 1930, el tratamiento de las distintas gestiones de gobierno es menos acerado, rematando con tono apologético las dos últimas que reseña, José Antonio Romero Feris y Ricardo Guillermo Leconte.

Una de sus últimas producciones es “Raigambre y Federalismo”, más que una obra histórica, un potpourrí de cuestiones caras a su concepto de la correntinidad según el cual “No puede hablarse de Corrientes, sin mencionar sus condiciones atípicas… su raigambre recia, sostén de un destino histórico que denuncia la conformación de una raza…”.

Habla después de los “Aborígenes que poblaron el territorio argentino” (diaguitas, tobas, guaraníes, huarpes, comechingones, patagones, onas, araucanos, etc.), los Pueblos aborígenes americanos de cultura superior (mayas, aztecas, chibchas, quechuas e incas), Quienes viajaron a América. Quienes fueron los conquistadores (Cortés y Pizarro), Los Adelantados. Fundación de Buenos Aires, Asunción y Corrientes (con biografías de Ayolas, Irala, Alvar Núñez Cabeza de Vaca, Ortiz de Zárate, Juan de Garay y Juan Torres de Vera y Aragón), Fundación de otras ciudades (del Barco, Tucumán, Córdoba, Salta, La Rioja), Fundación de ciudades correntinas (Santa Lucía de los Astos, Itatí, Yapeyú, La Cruz, Santa Ana y Santo Tomé), y La colonia a principios del siglo XVIII.

Serpa. Hist. de los 4 siglos de Ctes.

Serpa. Hist. de los 4 siglos de Ctes.

(descripción de la Corrientes de la época).

Así, recorta luego una Insinuación Federalista, que postula a través de concepciones jurídicas, culturales e incluso afectivas para encuadrar la etapa colonial del proceso histórico correntino como un “federalismo libertario”, genético, “…enraizado en la esencia fundacional porque cuando don Juan Torres de Vera y Aragón fundó la ciudad de Corrientes, le imprimió el sello federalista al designar…su régimen municipal…”.

El lapso que comprende desde la Revolución de Mayo hasta la batalla de Caseros, está englobado bajo el título Corrientes comienza a transitar su federalismo y, del proceso revolucionario en su etapa inicial, solo reivindica al “patriota Francisco Elías Galván”, que es correntino, y al resto de los tenientes enviados por Buenos Aires los califica de “…funcionarios ajenos…el que no era extranjero, tampoco era correntino…”.

También es atípica su posición respecto de Perugorría, cuya muerte  evoca con frases amargas denostando a Artigas al cual, paradójicamente, exalta luego diciendo: “…me he permitido hacer la reivindicación histórica del patriota uruguayo – argentino José Gervasio Artigas…/…padre adoptivo del mestizo soñador santotomeño Andrés Guacurarí y Artigas…”.

Realiza la apología de ambos en un mismo nivel y los califica como “…los pilares del federalismo de los pueblos que conformaron las misiones…los invasores…no pudieron hacer pie en esas irredentas regiones, atemorizados por el sonoro sapucay de las gargantas indias y criollas que inflamaron las lanzas y templaron los sables en flamígeros mandobles de libertad”.

Serpa. Raigambre y Federalismo

Serpa. Raigambre y Federalismo

Con respecto a Andresito en particular, también prevalece su óptica cruceña, acorde con el pensamiento actual en el Este de Corrientes,  y lo ensalza afirmando que “…pese a que fue denostado por algunos hombres capitalinos, escapa a la categoría de caudillo para convertirse en paladín del federalismo y de la libertad de las antiguas misiones occidentales”.

Del lapso posterior al ciclo artiguista correntino, exalta “…el amparo tutelar del gran piloto de tormenta, el insigne gobernador don Pedro Juan Ferré…cuyo mandato podría calificarse como el milagro de Ferré…”.

Y de Juan Manuel de Rosas sostiene que“…se insinuaba en la política platina… como el verdadero creador del federalismo argentino…”.

Sigue luego un capítulo final que lleva por título “Corrientes afianza su federalismo”, donde Serpa opone al “patricio Dr. Juan Gregorio Pujol”, con los que considera fueron negativos para la provincia de Corrientes, a quienes enumera y cuyas acciones detalla.

La obra finaliza en lo histórico con la Guerra del Paraguay, y remata con un Apéndice, titulado “Invitación correntina”, que con colores publicitarios se dirige a viajeros y turistas, encomiándoles la belleza, la cultura y a las gentes de Corrientes.

Serpa dejó además de otras obras históricas, un rico poemario.

 

Serpa. Heredad Jesuítica

Serpa. Heredad Jesuítica

 

 

 

Diario Época



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








LO MAS LEIDO DEL MES

 
Cochería Acuña: Informa fallecimiento de Julio Andisco y Juana Vega
Rige prohibición de realizar quemas
 
 

MENSAJES EN NOTICIAS

 
 

HOY ES

 
Viernes 30 de Octubre de 2020
 

GUIA TELEFONICA

 

Buscar en La Cruz
 

 

Clima en La Cruz, Corrientes

14.9°C

Despejado

HORÓSCOPO

 
Escorpio
ESCORPIO (del 24 de octubre al 22 de noviembre)

La presión estará esperándote en cada lugar al que vayas. Vivirás una dura etapa plagada de complicaciones por doquier. Deberás comenzar a prescindir de ciertos gustos y conductas si pretendes mantener la recién formada relación. Lograrás sortear sin mayores inconvenientes las responsabilidades destinadas al día de hoy. Todo irá sobre ruedas.Sugerencia: Existen personas que no tienen la capacidad de entender mediante el razonamiento civilizado. Procura evitar caer en discusiones con ellas.

 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
77.90
83.90

 

BOLETÍN DE NOTICIAS

 
 

LO MAS LEIDO DESDE EL INICIO

 
Leyenda de la Flor del Ceibo
Ya es Ley la prohibición de maltrato a animales en la provincia de Corrientes
Ejército Argentino: Abre la inscripción para Soldados Voluntarios
Abren las inscripciones para la Escuela de Gendarmería Nacional
16 de Marzo: Creación del Regimiento de Granaderos a Caballo
 
aaaa

DEJA UN MENSAJE

 
 

BOLETÍN DE NOTICIAS

 
 

RadiosNet